Bloqueo de EE.UU. restringe acceso a Internet en Cuba

Por Alfredo Boada Mola

Imagen activaLa Habana, 12 dic (PL)

El bloqueo de Estados Unidos impide que los cubanos puedan acceder a Internet y comunicarse adecuadamente con el mundo, señaló recientemente el presidente de la Asociación Iberoamericana de Empresas de Telecomunicaciones, Pablo Bello.

A pesar de esa restricción al desarrollo de las telecomunicaciones, Cuba ha avanzado en los últimos años, pues el número de conectados a Internet aumentó, mientras el desarrollo de la telefonía móvil es cada vez más significativo, aseveró el experto chileno a Prensa Latina en La Habana.

Bello, participante en el VIII Congreso Internacional de Telecomunicaciones y Telemática durante la 17 Convención Científica de Ingeniería y Arquitectura realizada a fines de noviembre en la capital cubana, agregó que tanto para Cuba como América Latina el principal desafío en esta esfera es cerrar la brecha digital.

En los desafíos de América Latina para poder constituirse como área de desarrollo, generar mejores oportunidades de progreso para los latinoamericanos, salir de la pobreza, generar mayor igualdad y poder tener sociedades más justas, con mayor acceso a la información y al conocimiento, el acceso a Internet es fundamental, comentó.

En América Latina, explicó el especialista, la mitad de la población no tiene acceso a la Web, y en dos de cada tres hogares no hay Internet.

Para cerrar la brecha digital se requiere inversión, liderazgo de los gobiernos y una alianza con las empresas de telecomunicaciones, recalcó Bello.

De acuerdo con el experto, tampoco basta con la conectividad, pues lo fundamental es qué hacer con ella para generar más oportunidades de progreso para los pueblos.

Eso pasa necesariamente, abundó, por ser capaces de construir y generar más servicios, más contenidos y más valor sobre Internet.

En ese sentido, dijo que un país como Cuba, que goza de un liderazgo internacional evidente en salud, educación y cultura, podría a través de Internet generar soluciones y servicios para toda América Latina.

Desde un centro de salud especializado en La Habana, ejemplificó Bello, podrían atenderse mediante Internet las situaciones o complicaciones de un consultorio rural en los Andes peruanos, o en Bolivia, o en Chile.

Pero hay que generar todos los servicios y aplicaciones para que ese tipo de soluciones se puedan hacer.

Lo mismo, también pasa con la educación cubana, donde hay tan buenas universidades y tantos latinoamericanos que vienen a Cuba a tomar cursos, los cuales podrían hacerse a través de la vía no presencial, por medio de las tecnologías de la información.

El valor de la cultura cubana es invaluable en el mundo entero, continuó Bello, su música y sus artes podrían transmitirse y comunicarse de mejor manera a través de Internet, y eso generaría riqueza para Cuba y los pueblos de América Latina.

Hoy en día más del 80 por ciento de la economía digital mundial está en Estados Unidos. Estamos a través de Internet enriqueciendo a Facebook, Google y a las grandes empresas basadas en el país norteño, reflexionó.

Es esencial que tengamos una estrategia de desarrollo desde América Latina, que interconecte más a los países latinoamericanos, y que la región sea más parte de las sociedades de la información y utilice las tecnologías más avanzadas, agregó.

Hay que generar las condiciones para que haya más ofertas de servicios de gobierno, educativos, de salud y telecomunicaciones on line, y que las tecnologías de la información contribuyan a que las personas vivan mejor, acotó.

De acuerdo con un reciente informe de la Unión Internacional de Telecomunicaciones (UIT), pese al crecimiento de la industria de las tecnologías de la información, alrededor de cuatro mil 300 millones de personas están sin acceso a Internet.

Según esa agencia técnica de la Organización de Naciones Unidas, si bien al término de 2014 el crecimiento de la red de redes será del 6,6 por ciento en el mundo (3,3 por ciento en economías ricas y 8,7 de países en desarrollo), las tecnologías de la comunicación y la información aún son inalcanzables para millones de personas.

En los países desarrollados, el 78 por ciento de hogares cuenta con este servicio, frente al 31 por ciento en naciones de ingresos medios y bajos, y apenas cinco por ciento en los 48 países menos desarrollados.

acl/abm

http://www.prensa-latina.cu/index.php?option=com_content&task=view&idioma=1&id=3364931&Itemid=1

Colombia – 830 indígenas desplazados en Buenaventura se suman a los 140 mil en 15 años

10 dic 2014

El defensor del Pueblo regional Valle, Carlos Hernán Rodríguez Becerra, denunció en rueda de prensa, la desatención a la que están sometidos los 830 indígenas desplazados en Buenaventura, por parte de las autoridades locales.

Los indígenas pertenecientes a la etnia Wounaan, que huyen de los enfrentamientos armados, vienen llegando a Buenaventura desde marzo de 2014 y fueron conducidos, unos 430, al coliseo del barrio El Cristal, el resto permanece en casas de familia en distintos barrios de la ciudad.

Llama la atención de la Defensoría, la actitud indiferente de la Alcaldía, que prestó el coliseo para un evento masivo, aún con la presencia de los ciudadadanos indígenas en condición de desplazados dentro del mismo.

Como lo denuncia el senador Alexánder López en rueda de prensa que abrió el evento Marcando Territorio que se realiza del 10 al 12 de diciembre en Buenaventura, en 15 años se han presentado 140 mil personas desplazadas del municipio de Buenaventura. Como se anota, este municipio es expulsor, receptor y tiene, además, la modalidad de desplazamiento intraurbano.

Al mismo tiempo que se agudiza el conflicto armado, denuncia López, el puerto es pujante y amplia en dos millones de toneladas más, su capacidad de carga. Es un contrasentido, denuncian también algunas víctimas presentes en la rueda de prensa, que en Buenaventura se hagan megaproyectos sobre los barrios, y la gente tenga que sufrir noche y día sus consecuencias, como sucede en los barrios Inmaculada y Santafe con el puerto multimodal TCBUEN.

Sobre los desplazados del río San Juan, dijo el Defensor del Pueblo Jorge Armando Otálora Gómez: “ya son nueve casos de desplazamientos masivos registrados durante 2014 (con un total de 2.007 personas afectadas), generados particularmente por el acoso de que son objeto las comunidades afrodescendientes e indígenas que habitan las riberas del río San Juan en el sur del Chocó y noroccidente del Valle, lo cual les ha generado estar en permanente confinamiento”.

Por su parte, Adriel Ruiz, vicario de la parroquia del barrio Lleras y miembro de la Coordinación Regional del Pacífico, enfatizó que el tipo de violencia que hoy vive Buenaventura que cumple 15 años, no es un fenómeno histórico. Sí lo son las condiciones socio-económicas y de abandono estatal, pero la gente las resolvía mediante la minga y la soldaridad. Hoy, Buenaventura respira desconfianza y miedo.

Por último, el retorno de estas familias Wounaan es cada día más difícil por la actitud negligente de la Gerencia Social que administra la ciudad desde el mes de marzo de este año, figura creada por el Estado con el supuesto propósito de adaptar a la ciudad y al puerto con las exigencias del comercio interbnacional.

http://www.pacificocolombia.org/novedades/indigenas-desplazados-buenaventura-suman-anos/1153

Matilde Col Choc: Sembradora de la semilla de la educación Bilingüe en Guatemala

Guatemala Comunitaria

Por: Ronny Morales Tot

El dia 14 de julio del 2014 pude conocer la historia Matilde Col Choc, víctima de desaparición forzosa en 1983. Me causó una gran curiosidad el caso ya que como defensor de los derechos humanos y periodista comunitario, mi trabajo ha sido alrededor de la lucha por la tierra, la represión y criminalización de las luchas. Gracias a Mario, esposo de una sobrina de Matilde pude conocer la historia de una mujer soñadora, mujer de caminar, que brindó su identidad, a este mundo tan desigual, indiferente a las poblaciones mayas.

Matilde nació en Cobán el 14 de marzo de 1954 con energia “13 AJ”, que ante los abuelos significa que será como la semilla ante la madre naturaleza, que dará frutos. Aj es la energía  de los estudiosos, lectores e investigadores. Fue una niña de pies descalzos con la sonrisa alegre amante a la lectura.

La educación y la educadora

Al terminar la primaria por vicisitudes de la vida dejó de estudiar y se dedicó al trabajo en la casa, ayudando a su madre. Pero los sueños de superarse los tenía muy presentes, y con un grupo de amigas decidieron estudiar en la jornada nocturna. Ellas fueron de las primeras mujeres indígenas de Cobán en graduarse como maestras de educación primaria Bilingüe.

Cuando terminó sus estudios fue una de las fundadoras del Instituto Guatemalteco de Educación Radiofónica -IGER. Junto al Padre Franz Vond Tattenbach recorrieron todo el territorio nacional divulgando la importancia de la educación bilingüe en los pueblos mayas. Ése fue el granito de maíz que germinó y que hoy vemos sus frutos: ahora miramos el derecho a la educación para adultos con la visión de fortalecer la cultura la cosmovisión maya.

Hablar de cultura, identidad, idioma, espiritualidad es sinónimo de hablar de identidad tambien hablar de los derechos de un pueblo maya, todo esto representaba Matilde para nosotros una pionera idealista.

Trabajó como Maestra de Educación Bilingüe, en la atención a niños en salud y fue comunicadora social. Condujo un programa radial de IGER en idioma Q’eqchi, donde trataba  el tema de la importancia de la educación, traduccion y derechos de los pueblos idigenas.  Tuvo a su cargo la traducción de los textos del castellano al idioma q’eqchi para adultos. También era poeta.

El sueño de Matilde, era que los niños, mujeres y adultos aprendieran a leer y escribir en su idioma natal y que esto les permitiera salir adelante para tener un mejor futuro. Sus familiares y amigos la recuerdan como alguien que buscó el bien para los demás, solidaria, amable y humilde.

Desaparecieron a Matilde

El 13 de enero del 1983 fue desaparecida con 7 meses de embarazo, según nos contaba una amiga. “Fueron pasando los días y no regresó; la empezamos a buscar en varios lugares del país. Incluso su hermano empezó a trabajar en la zona militar # 21 con el único objetivo de encontrarla, y alguien del ejército le dijo que si preguntaba más, algo le pasaría a él y a su familia, que mejor que se callara”

“Con el tiempo nos enteramos que Mati fue detenida y desaparecida cuando regresaba de una Ceremonia Maya entre los municipios de Tactic y Cobán, en un puesto de registro o retén militar. Junto a ella también fue detenido y desaparecido Otto Federico Ical Choc”. Su caso aparece en el informe de la CEH, Tomo VIII, pagina 84.

El reencuentro

Matilde fue una de las victimas encontradas entre las 533 osamentas encontradas en el destacamento de Cobán: “En 2012 nos pidieron ADN para ver si uno de esos cuerpos era el de Mati. Dos años después nos entregaron su cuerpo, donde nos pudimos dar cuenta que ella fue torturada, violada y asesinada. Fue muy duro para nosotros saber los sufrimientos que tuvo antes de su muerte. muchos de los restos juntos a Matilde, tenían los ojos vendados, amarrados de las manos, tenían con maskin en las bocas para que no se les oyera gritar”

El convivir con una familia que ha sufrido una desaparición forzosa en tiempos de la guerra interna en Guatemala, me hizo valorar aun más mi labor como periodista comunitario en este país tan injusto y desigual. Todavía me asombra y me indigna muchísimo saber que personas valiosas como Matilde sean perseguidas, desaparecidas y hasta asesinadas por pensar, escribir, hacer radio.

Como comunicador popular siento que Matilde se merecía un futuro y la nación Q´eqchi siempre estará en agradecimiento a Mati por lo mucho que nos ha dejado.

http://guatemalacomunitaria.periodismohumano.com/2014/12/08/matilde-col-choc-sembradora-de-la-semilla-de-la-educacion-bilingue-en-guatemala/

Afrontar la minería, un reto de las comunidades

Los días 25 y 26 de noviembre la Coordinación de Consejos Comunitarios y Organizaciones de Base del Pueblo Negro de la Costa Pacífica del Cauca (COCOCAUCA) con el apoyo de la Coordinación Regional del Pacífico Colombiano y acompañada por las Naciones Unidas llevó a cabo el foro “Costa Pacífica frente a la minería” en Guapi (departamento Cauca).

Durante los dos días más de 30 personas, entre mujeres y hombres, representes líderes de los Consejos Comunitarios de los municipios Guapi, Timbiquí y López de Micay, discutieron sobre la problemática de la minería y las graves consecuencias ambientales y sociales que conlleva esta actividad extractivista mecanizada para las comunidades en la costa pacífica.

Los participantes del foro expresaron la gran preocupación por la crisis alimentaria que se viene presentando en la región, y sus afectaciones a largo plazo, esto debido a la alarmante contaminación de los ríos con mercurio y cianuro, la pesca está contaminada y está disminuyendo. Aún encima los suelos revueltos y contaminados en las orillas – sólo a lo largo del río Timbiquí se contaban al rededor de 105 retroexcavadoras – ya no permite cultivos de plátano y yuca, que al igual que el pescado hacen parte de los alimentos básicos de los pueblos afros e indígenas.

Las comunidades cuentan como la actividad minera ya está generando secuelas en la salud de las personas, en especial de los niños, los alimentos contaminados por el mercurio como la piangua, el pescado bocachico, el camarón, ya consumidos son un veneno para la vida, perjudica el sistema nervioso y propicia enfermedades como la minamata.

“Escucho eso y me pregunto, si seguimos así, ¿qué vamos a comer en el futuro?, ¿de qué vamos a vivir, y dónde?” se preocupa un líder del río Saija. “Obviamente el oro no se puede comer. ¿Y qué nos sirve si el precio son enfermedades y por la contaminación ya no tenemos dónde vivir?” Para los participantes del foro la fiebre del oro se ha vuelto en una pregunta esencial: ¿Optamos por el oro o por la vida?

Por ahora los Consejos Comunitarios de la costa Pacífica del Cauca optan por la acción y la incidencia. Son los dueños de los territorios y por eso no van a permitir que se acabe con ellos. Al contrario, van a buscar los espacios adecuados, locales, nacionales e internaciones para hacerse escuchar; por ejemplo en la Mesa Departamental Minera Ambiental del Cauca, instalada por el gobernador – con él mismo quieren hablar y presentar un diagnóstico sobre la situación minera en los tres municipios. Mientras tanto también hay otras cosas que se pueden hacer – en lo pequeño: sensibilizar a sus comunidades. Hablar con sus familias, vecinos y amigos de las consecuencias que conlleva la minería y los daños a generaciones futuras.

http://www.pacificocolombia.org/novedades/afrontar-mineria-reto-comunidades/1147

Ayotzinapa o la disolución del Estado mexicano

21 noviembre 2014

Alejandro Nadal – Consejo Científico de ATTAC España

Los crímenes en contra de los estudiantes de Ayotzinapa muestran un proceso que está en marcha desde hace tres décadas: la disolución del Estado mexicano. Hoy ya nadie, creo que ni en el gobierno, maneja la tesis de que ese crimen es una hazaña más de la delincuencia organizada. Con el tiempo se aclaró la profundidad del drama: el Estado mexicano es el autor de esta masacre, como lo fue en Tlatlaya y en tantas otras en los últimos años. La advertencia de Peña Nieto sobre el uso de la fuerza debió conjugarse en tiempo pretérito. La fuerza del Estado ha sido usada en innumerables ocasiones porque un Estado en desintegración siente no tener ninguna otra base para sostener el status quo.

En México el Estado de todos y para todos fue una aspiración que cristalizó en algunos artículos de la Constitución de 1917. Esos fueron los artículos de los derechos sociales, los que garantizaban la propiedad de la tierra comunal y ejidal, así como los derechos de los trabajadores. Ese anhelo también estaba plasmado en los preceptos relacionados con la propiedad originaria de la Nación sobre tierras y aguas dentro de los límites del territorio, así como de los recursos naturales en el subsuelo de la plataforma continental.

La ofensiva en contra de esos preceptos fundamentales del Estado mexicano arrancó tan pronto concluyó el congreso constituyente de 1917. Las raíces de la disolución del Estado mexicano emanado de la Revolución de 1910 están en los pactos que frenaron la movilización de masas ligada a la lucha armada. Y aunque ya desde los años cuarenta se puso en marcha una verdadera contrarrevolución, no fue sino hasta 1982 que las clases dominantes encontraron el aliado que habían esperado. La crisis de la deuda permitió destruir los cimientos del Estado mexicano, forzando la subordinación a un nuevo modelo económico que profundizaría la explotación de las masas.

Lo que quedaba del Estado de todos fue reemplazado y sólo quedó el Estado como espacio de rentabilidad del capital. Las ‘leyes de la economía’ se convirtieron en eficaz mecanismo de dominación, leyes supuestamente objetivas frente a las que la izquierda institucional no hizo nada. Incapaz de hacer una crítica del discurso del capital (la teoría económica), se vio obligada a renunciar a la posibilidad de identificar y abrir trayectorias alternativas. No pudo o no quiso darse cuenta que esas leyes económicas del neoliberalismo representaban la degradación última de la política.

El modelo económico que se impuso en México a tiros y jalones en las últimas tres décadas tiene dos características centrales. Primero, no puede ofrecer desarrollo económico y social porque el inmovilismo del Estado es la antítesis de las lecciones de la teoría del desarrollo económico. Segundo, es un modelo diseñado para recompensar la rapacería de una clase en la que se concentra cada vez más la riqueza y el poder económico.

Hoy las muestras de la desintegración se encuentran ante todo en la renuncia del Estado mexicano a ser el espacio privilegiado para dirimir controversias. No sólo en términos de proporcionar justicia a los más débiles, sino incluso para resolver los conflictos entre las diferentes esferas del capital. Para decirlo con Gramsci en su ensayo La conquista del Estado (publicado en L’Ordine Nuovo, 1919) el Estado mexicano hasta dejó de ser el espacio que unifica y disciplina a la clase dominante.

Las señales de la disolución están por todas partes. El poder ejecutivo está marcado por su ineficiencia y su profundo letargo, salvo cuando se trata de provocar y amenazar con el uso de la fuerza ‘legítima’. En las secretarías de estado se mueven papeles de un escritorio a otro, pero no hay comunicación con el mundo real. El poder judicial se ha hundido desde hace años en la corrupción y venalidad de sus funcionarios: la justicia cuesta dinero y el que no lo tiene debe olvidar sus aspiraciones de trato justo frente a la ley. El Poder Legislativo es un lugar en el que senadores y diputados se reúnen no para deliberar, sino para pasar lista y acatar instrucciones de cúpulas sometidas a intereses espurios. Los partidos políticos son tristes correas de transmisión del orden del capital y no ofrecen alternativas ni oposición democrática. Incluyo aquí a todos los partidos de las izquierdas institucionales que, por si fuera poco, hoy se han visto salpicadas por los crímenes de Ayotzinapa.

Es importante analizar la dinámica de la crisis orgánica del Estado mexicano. Las transiciones históricas son casi siempre violentas. En esos procesos sobrevienen con frecuencia los llamados y convocatorias de las juntas de notables para sacarle las castañas del fuego a los poderes establecidos. Serán las expresiones de un orden moribundo que todavía no es reemplazado por un nuevo estado de cosas. El devenir histórico está marcado por la incertidumbre y será necesario analizar cuidadosamente la situación para innovar responsablemente a cada paso del camino. Pero sin lugar a dudas será necesario avanzar hacia un mundo en que la sociedad política se someta plenamente a la sociedad civil.

Twitter: @anadaloficial

Artículo publicado en La Jornada

http://www.attac.es/2014/11/21/ayotzinapa-o-la-disolucion-del-estado-mexicano/

 

Ver también:

México:Sentencia del Tribunal Permanente de los Pueblos sobre México (2011 – 2014)  (en Kaos en la red)

La Audiencia Nacional guarda una investigación secreta sobre los bebés robados por Videla

LOS ARCHIVOS SECRETOS DE ESPAÑA Y ARGENTINA

El expediente forma parte de la causa tramitada por Garzón contra la dictadura argentina a finales de los 90. Su archivo definitivo podría producirse en las próximas semanas

DANILO ALBIN Bilbao 16/11/2014

Manifestantes escuchan el veredicto contra Videla en julio de 2012.

Manifestantes escuchan el veredicto contra Videla en julio de 2012.– EFE

Los maquiavélicos métodos represivos aplicados por la dictadura argentina (1976-1983) no sólo incluyeron secuestros, torturas atroces o vuelos de la muerte. Siguiendo un plan sistemático ideado desde las más altas esferas del régimen, sus verdugos se encargaron de separar a cientos de niños de sus verdaderas familias. Muchos nacieron en campos de concentración u hospitales militares. Sus madres, nada más dar a luz, fueron fusiladas o lanzadas al mar aún vivas. En otras ocasiones, las criaturas eran apropiadas durante el secuestro de sus progenitores y entregadas a familias “occidentales y cristianas”. La condena era clara: ellos, los “hijos de subversivos”, jamás conocerían esta historia.

La lucha incansable de las Abuelas ya ha permitido que 114 jóvenes recuperen su identidad

Las cifras hablan por sí solas: según las Abuelas de Plaza de Mayo, cerca de 500 hijos e hijas de desaparecidos fueron secuestrados por la dictadura y entregados a familias de militares o civiles cómplices, que los criaron en la más absoluta de las mentiras. Sin embargo, la lucha incansable de las Abuelas ya ha permitido que 114 jóvenes recuperen su identidad. La búsqueda no sólo se realiza en Argentina, sino también en aquellos países donde los apropiadores podrían haberse afincado en la etapa final de la dictadura.

Según ha podido confirmar Público, España figuró entre los destinos elegidos por los ladrones de bebés. No en vano, en una habitación de la Audiencia Nacional existen varios documentos -hoy completamente olvidados- que así lo acreditan. De acuerdo a esos archivos, todo comenzó a mediados de 1996, cuando el juez Baltasar Garzón tramitaba una causa judicial por los crímenes cometidos en la Argentina de Videla. En aquel contexto, Matilde Artés Company, “Sacha”, una madre y abuela de desaparecidos que una década antes había logrado rescatar a su nieta Carla -apropiada por un agente de Inteligencia-, presentó una denuncia sobre posibles casos de hijos robados que por entonces podían vivir en España, sin conocer su identidad.

Las informaciones ofrecidas por Matilde Artés dieron lugar a una pieza judicial de carácter secreto, en el marco de la cual se realizaron distintas averiguaciones. Aquellas investigaciones estuvieron a cargo de un grupo conformado por agentes del Cuerpo Nacional de Policía, aunque la Guardia Civil también participaría en determinadas indagaciones. Durante varios meses, los agentes realizaron diferentes pesquisas para tratar de determinar si las denuncias de esta abuela eran ciertas.

Fuentes judiciales consultadas por Público confirmaron que este expediente -que reúne numerosas pruebas fotográficas y documentales- estaría condenado a dormir el sueño de los justos: el juez Pablo Ruz -sustituto de Garzón en el juzgado número 5 de la Audiencia Nacional- considera que los trámites relacionados con Argentina han concluido, por lo que próximamente podría producirse el archivo definitivo de la voluminosa causa. Si eso ocurre, la pieza secreta sobre los hijos robados por la dictadura se perderá para siempre.

Cuestión de sangre

Uno de los casos más llamativos de este expediente es el de P.E.V.B., un joven que por entonces vivía en Alicante. Las sospechas surgieron a raíz del testimonio de un odontólogo valenciano, quien aseguró que “un colega suyo, de unos 60 años de edad, tiene un hijo de unos 20 años, moreno, no guardando parecido físico con los padres”. “El padre de este niño, siempre que surgen conversaciones en relación a las personas desaparecidas durante el período de la dictadura militar en la República Argentina, elude éstas, evitando todo tipo de comentarios o impresiones al respecto”, añadía la denuncia presentada por Artés.

Las madres eran fusiladas o lanzadas al mar aún vivas nada más dar a luz

 Según comprobaron los agentes de la Guardia Civil que investigaron a esta familia en Alicante, P.E.V.B. había nacido en Buenos Aires el 15 de junio de 1979. Sin embargo, su anotación en el Registro Civil de la capital argentina se produjo casi 15 meses después, algo característico en los casos de apropiaciones de bebés por parte de la dictadura de Videla. Por tales motivos, los investigadores planteaban la necesidad de obtener “muestras biológicas de P.E.V.B. para su análisis, remisión y cotejo con el Banco de Muestras Genéticas de desaparecidos existente en Argentina”. Las fuentes judiciales consultadas por este periódico informaron que estos exámenes no llegaron a realizarse.

Las sospechas fueron aún mayores tras la declaración ofrecida a la Guardia Civil por un ginecólogo de origen argentino que a finales de los años 80 había atendido a la supuesta madre de este joven. La mujer había acudido a la consulta junto a su marido. Durante la charla con el ginecólogo, el hombre dejó entrever que había sido suboficial de las Fuerzas Armadas. “Se identificaron como argentinos y le dijeron que tenían un niño adoptado; igualmente le manifestaron que no tenían hijos biológicos”, recordó el médico. También aseguró que la pareja no le había explicado de qué manera habían realizado la adopción.

Junto a esta declaración judicial figuran fotos del joven y de sus supuestos padres, así como de las propiedades que la pareja tenía en España. También hay datos muy pormenorizados sobre rasgos físicos y hábitos personales del presunto hijo de desaparecidos. “Este caso era uno de los más claros”, señalaron desde el entorno de Matilde Artés. En las últimas horas, Público ha logrado confirmar que P.E.V.B. vive actualmente en Buenos Aires.

Dentistas en el punto de mira

Las sospechas también se centraron en J.M.A. y E.M.A., un jubilado argentino y una ciudadana alemana que vivían en Benidorm. En el marco de aquellas averiguaciones, la Guardia Civil obtuvo datos sobre los domicilios y las cuentas bancarias que el matrimonio tenía en esa turística ciudad. También pudo determinar que si bien contaban con residencia legal en España, la pareja mantenía su vivienda en una localidad situada a la orilla del río Meno, cerca de la frontera con Baviera. En los documentos no figuraba que tuviesen hijos, pero los investigadores no lo descartaban. Tal como explicaban en uno de los documentos, todas las pistas apuntaban a que J.M.A. y E.M.A. “se encuentran en este país de descanso, una vez alcanzado el retiro”, mientras que sus posibles hijos seguirían “residiendo en Alemania, donde tendrían sus estudios o trabajo”.

Una red de odontólgos “se habrían hecho cargo de sacar de Argentina y apropiarse de niños secuestrados”

Por su parte, la Policía Nacional llegó a elaborar un “listado de familias que tuvieran hijos cuya fecha de nacimiento estuviera comprendida entre 1975 y 1983 y que en el transcurso del tiempo continuaran residiendo en territorio nacional o hubieran obtenido la nacionalidad española”. De esta manera, los funcionarios detectaron “la existencia de 243 familias, repartidas en 26 provincias del territorio nacional, que tenían 366 hijos, los cuales se encontraban comprendidos en el objeto de la investigación”. Tras revisar los expedientes de cada uno de ellos, los policías aportaron al juzgado 134 fotocopias de partidas de nacimientos que, “una vez cotejadas, no han aportado nada nuevo a las investigaciones llevadas a efecto con anterioridad”, explicaban.

Entre las familias investigadas se encontraban el odontólogo V.R.O. y su mujer, R.B.H., quienes tenían una hija adoptada. Los inspectores a cargo de este caso aportaron a la Justicia diferentes documentos relacionados con esta familia, desde fotografías y copias de sus respectivos DNI hasta el expediente judicial sobre un altercado de tráfico que V.R.O. había tenido en 1984. Varios años después, la supuesta hija menor de este matrimonio, una joven que responde a las iniciales de L.O.H., inició su propia búsqueda de la verdad a través de las redes sociales. Si bien su nacimiento se habría producido en 1974, fuentes cercanas a la investigación recordaron a Público que la dictadura argentina solía falsear las fechas en las partidas, con el objetivo de hacer aún más difícil la localización de estos chicos.

En tal sentido, las mismas fuentes incidieron en uno de los nexos en común que tendrían los apropiadores afincados en España: muchos de ellos son dentistas de profesión. En efecto, los abogados de los organismos de derechos humanos ya habían advertido al juez Garzón sobre la “existencia de una suerte de red de odontólogos argentinos en el extranjero que se habrían hecho cargo de sacar del país y apropiarse de estos niños secuestrados”. Uno de los sospechosos de formar parte de este entramado, A.E.F., tenía una consulta en Vigo. En su denuncia, Matilde Artés advertía que tendría “dos o tres chicos que son hijos de desaparecidos”. Esta familia había llegado a España en junio de 1984, seis meses después de acabada la dictadura. Las sospechas, como en otros casos similares, aún siguen vigentes.

http://www.publico.es/especiales/memoriapublica/556667/la-audiencia-nacional-guarda-una-investigacion-secreta-sobre-los-bebes-robados-por-videla

“Fotografié con mucha rabia, con la sensación de estar ante una situación de olvido” Álvaro Ybarra Zavala

Foto: Álvaro Ybarra Zavala (Reportage by Getty Images)
13 NOV 2014
Declaraciones obtenidas por Ivan Sánchez

A partir de un fenómeno local de malformaciones en una zona remota de Argentina, Álvaro Ybarra Zavala y la periodista Silvina Heguy trazaron un reportaje de investigación sobre los cultivos de transgénicos en Suramérica que tuvo una enorme repercusión. El fotoperiodista español de Reportage by Getty Images documentó casos como el de Sebastián, uno de los muchos niños afectados por el contacto directo con los químicos empleados en estas superficies agrícolas. Un trabajo que ha causado incomodidad a la multinacional agroquímica Monsanto e incluso a la presidenta Cristina Fernández de Kirchner.

Álvaro Ybarra Zavala

Este trabajo empezó en la región de Misiones, adonde fuimos con mi amiga y periodista Silvina Heguy para cubrir unas denuncias sobre malformaciones que habían logrado vender como una problemática local de la que se responsabilizaba a los campesinos. Una vez allí descubrimos que en todas las zonas de Argentina donde se daba este modelo de producción había muchos casos de malformaciones.

Recorrimos las zonas de producción de soja, de otro tipo de granos y también de tomate. En todos los lugares encontrábamos varios casos, y no uno. En comunidades de 600 o 700 personas había en torno a 60 o 70 casos de nuevas generaciones.

Imperaba la ley del miedo, la ley del silencio. Todas las historias comenzaban con negativas, con gente que argumentaba que ‘estamos con abogados para una indemnización y nos han hecho firmar unos contratos’. Y esos contratos eran alucinantes: les prohibían hablar con la prensa por miedo a que ello pudiese afectar al proceso. Es gente muy humilde a la que tienen callada y se aprovechan de su ignorancia.

El caso de Sebastián es un ejemplo más de la gente que vive en uno de esos lugares donde se produce lo que nosotros comemos. Sebastián había nacido con hidrocefalia y un tumor en la espalda por el que no se podía hacer absolutamente nada. Y su hermana exactamente igual. Su familia vive en el campo y está en contacto diario y constante con los productos que se usan después de haber plantado transgénicos, como el glifosato del Roundup [un herbicida que comercializa Monsanto].

Estuve con ellos bastantes días, y cada vez que vuelvo a Argentina les visito. Nos hemos volcado con la mayoría de gente a la que fotografiamos, les hemos ayudado a traer médicos y hemos movido varios casos.

“El caso de Sebastián es un ejemplo más de la gente que vive en uno de esos lugares donde se produce lo que nosotros comemos”

Hay casos como el de Lucas, un chico con problemas en la piel. Su familia no tenía dinero ni para pagar una simple crema hidratante. Su padre se había levantado en contra de lo que ocurría y habló demasiado, así que quedó marcado totalmente. Lo sacaron del sistema: le echaron de la cooperativa, no podía trabajar, no tenía dinero ni para comprarle crema a su hijo.

En la primera parte del trabajo nos centramos en el tema de la salud. Yo estaba totalmente desbordado. Era una especie de camino por el infierno. Tocabas una puerta y te encontrabas un caso; tocabas la siguiente, y otro. Era algo súper visible. Yo me preguntaba cómo demonios nadie había contado antes la historia. Fotografié, obviamente, con muchísima dignidad hacia los personajes. Pero también con mucha rabia, con la sensación de estar ante una situación de olvido, ante gente totalmente indefensa a la que han utilizado.

Son cosas que no sabían ni los argentinos. Como ejemplo, mi editor tiene una amiga editora allí a la que envió el trabajo. Su respuesta fue: ‘Esto debía ser en los años 70.’ No podía creer que lo acabábamos de producir. ¡La sociedad argentina no lo sabía! Conseguimos poner un poco de atención allí, y en pequeña medida echar una mano.

La historia se publicó en el diario Clarín y fue un bombazo, hizo muchísimo ruido en Argentina. El lobby de productores nos fusiló, sobre todo a Silvina, que recibió presión directa desde el Twitter de la presidenta de Argentina. Pero en paralelo recibíamos 400 mails diarios de gente que quería ponerse en contacto con nosotros para contar su historia. Eran más casos de los que ya habíamos visto. ¡En total fotografié a más de un centenar de niños!

Luego comenzó la otra parte del proyecto, que fue mucho más compleja. Pusimos en la mira a Monsanto y los productores. Y nos dimos cuenta de que no estábamos hablando de un tema de salud, sino de algo mucho más importante: no se ha dado un debate serio en el mundo sobre cómo queremos que se produzca lo que comemos.

“No se ha dado un debate serio en el mundo sobre cómo queremos que se produzca lo que comemos”

Por un lado tenemos la postura de Monsanto, que dice que ésta es la única forma de acabar con el hambre en el mundo, de forma sostenible y mejorando la productividad de los agricultores a nivel local.

Luego está la otra parte de la historia, con investigadores, médicos y la población de lugares donde se han dado estos problemas, que viene a decir todo lo contrario: problemas de salud, inestabilidad política, violencia y contaminación de las tierras. Fue un verdadero proyecto de investigación.

Vimos que era un tema jodido para uno de los principales productores de alimentos del mundo [Argentina] y que ocurría lo mismo en Brasil. Empezamos a investigar. Tuvimos el apoyo de varios abogados y oncólogos: en todos los lugares donde se seguía este modelo de producción de alimentos había aumentado en un 400% el índice de tumores, malformaciones y abortos. No queríamos crear un activismo. Era una denuncia muy fuerte, y dijimos: ‘Vamos a hablar con Monsanto.’ Pero, aunque insistimos, dijeron que no. Tampoco los productores quisieron.

Además, esta segunda parte fue muy difícil de fotografiar, porque no hay foto. ¿Cómo retratas un tomate? Era algo totalmente diferente a lo que había hecho antes. Yo nunca llevo un guion o una idea prefijada; fotografío lo que veo. Por ejemplo, una cosechadora es visualmente horrible, así que se han de dar muchos factores para poder tener una foto que realmente represente lo que quieres contar.

Ha sido algo muy lento. Llegué a recorrer 12.000 kilómetros para hacer una foto porque me servía para contar unas protestas con las que lograron cerrar una fábrica de Monsanto.

http://www.quesabesde.com/noticias/alvaro-ybarra-zavala-con-texto-fotografico_12479

Así se torturaba durante el franquismo: los testimonios recopilados por la juez Servini

LOS CRÍMENES DE LA DICTADURA

MANUEL ÁNGEL MENéNDEZ | Publicado: 14/11/2014

Pozo Polio, noviembre de 1989, Gerardo Iglesias, en primer plano, tras dejar la Secretaría General del PCE y reincorporarse a su trabajo en la mina. José Luis Cereijido/ Efe.

‘Me negué a redimir pena por trabajo’“Si por mí fuera, tú serías de los que no salen vivos de la DGS“… “Di que tu madre es una puta, di que tu padre es un maricón”… “Le disparan a bocajarro y lo tiran por la ventana”“Le mostraron un cadáver más grande que un recién nacido”.

Son algunos de los testimonios con los que la juez argentina María Servini de Cubría ha conmocionado los cimientos del Estado español solicitando a la Interpol la detención de importantes franquistas -entre ellos, algunos de los ministros aún vivos de Franco, como Utrera Molina, el suegro de Ruiz-Gallardón-, o ministros del primer gobierno del rey, como Rodolfo Martín Villa, o policías de infausto recuerdo, como Billy el Niño o Martínez Torres. Los testimonios en los que se ha basado la juez de la causa argentina contra el franquismo son terribles: entre ellos se encuentra el del exsecretario general del PCE, Gerardo Iglesias, que figura como denunciante.

Con ser llamativos estos nombres, no es lo más contundente de la causa; en los 286 folios del Auto de la juez se citan tales testimonios que ponen los pelos de punta a cualquiera. A modo de ejemplo, por las torturas a Gerardo Iglesias, quien ya en democracia fuera diputado y secretario general del PCE en sustitución de Santiago Carrillo, la juez argentina ha pedido a la Interpol la detención del entonces policía Pascual Honrado de la Fuente. La juez da credibilidad en su Auto a la querella de Iglesias, que es especialmente dura:

“A la edad de 17 años, en 1963, fue detenido por la Brigada Político Social de Oviedo, bajo las órdenes de Claudio Ramos Tejedor. Se le acusaba de incitar a la huelga. Permaneció detenido en la comisaría 78 horas, siendo brutalmente torturado (psíquica y físicamente) por varios miembros de la brigada mencionada. Se destacaron en las torturas el policía Pascual Honrado de la Fuente y el propio inspector Claudio Ramos Tejedor. Desde ese momento fue objeto de una implacable persecución: despidos de puestos de trabajo, citaciones constantes a comparecer en comisarías y cuarteles, (a las que no se presentaba para eludir a la tortura), viéndose obligado a pasar a la clandestinidad, con la consiguiente pérdida de trabajo…”.

Sigue el Auto de la juez: “El 26 de enero de 1967 fue detenido nuevamente por la Brigada Político Social y torturado entre otros por Pascual Honrado de la Fuente y Claudio Ramos Tejedor, ya mencionados y un tal “Palacios”. Ingresó en la Prisión Provincial de Oviedo el 30 de enero del mismo año y fue puesto a disposición del Tribunal de Orden Público, que lo condenó a cuatro años de prisión, esta pena la cumplió en su integridad y se negó a redimir pena por trabajo“.

Los ‘otros’, lo que no salían vivos de la DGS

Aunque muy significativa, la declaración de Gerardo Iglesias ante la juez Servini no es la más dura ni la peor. “Si por mí fuera, tú serías de los que no salen vivos de la Dirección General de Seguridad”: eso es, por ejemplo, lo que el policía Ricardo Algar Barrón le reconoció al antifranquista José María Galante Serrano, en su cuarta detención en la DGS:

“Si por mi fuera, tú serías de los que no salen vivos de la Dirección General de Seguridad

“En mi segunda detención, entre los policías que me torturaron se encuentran Ricardo Algar Barrón y Celso Galván Abascal; a ambos los cito entre los miembros de la BPS [Brigada Político-Social] que denuncio al final de mi declaración. Además, el primero de ellos participó en malos tratos y vejaciones durante mi tercera detención y, en la cuarta, fue uno de los policías que me tomó declaración, mediante la cual me hizo saber que me tenía un odio particular y que, si por él fuera, yo sería de los que no salen vivos de la DGS…”.

Esa declaración figura en la página 204 de las 286 de las que consta el Auto de la juez María Romilda Servini de Cubría, titular del Juzgado Criminal y Corrección Federal número 1 de Argentina, por el que ha procesado y pedido a la Interpol la detención internacional de 20 cargos franquistas. Ni que decir tiene que los antiguos policías Ricardo Algar y Celso Galván figuran en la petición de extradición de la juez argentina, pero hay otros más, y he aquí un extracto de los testimonios que la juez también relata en su Auto.

“Di que tu madre es una puta, di que tu padre es un maricón…”

Alfredo Rodríguez Bonilla y Francisca Villar relatan hechos especialmente inhumanos. Por las torturas que a ambos se les infringieron en la Dirección General de Seguridad de la Puerta del Sol de Madrid el 20 de febrero de 1975, la juez argentina ha procesado al policía Jesús González Reglero. He aquí el testimonio de los querellantes, que figura en el Auto de la juez, al que cuartopoder.es ha tenido acceso:

“En ese momento nos agarraron por el pelo (Francisca lo llevaba especialmente largo en esa época), y a mí me llevaron por un pasillo que comunicaba a distintos despachos. Según iban amenazando por el pasillo, los policías que se encontraban ahí me golpearon e insultaban, no puedo recordar el número ya que intentaba, con las limitaciones que da estar esposado, protegerme la cara (…) En una de las mesas se encontraba sentado el Inspector José Ignacio Giralte González y en la otra el Inspector Jesús González Reglero, este último con la cadena con la que fui detenido, sonriendo y haciéndola girar, supongo que intentando amedrentarme. De pie se encontraba Antonio González Pacheco y otros dos miembros de la Brigada que no soy capaz de recordar”.

“Me decían que bajara la cara y cada vez que lo hacía me golpeaban
en la misma

Sigue el testimonio: “El Inspector que daba las órdenes ¿Sainz? [sic], mandó que me quitaran las esposas y que me situara a cierta distancia de la pared (calculo que a unos 60 centímetros) y con las piernas abiertas, los brazos apoyados sobre la misma y la cabeza hacia abajo. Una vez situado en esa posición me golpeó en un costado que me derribó… Me volvieron a levantar y me obligaron a ponerme en la misma posición, a partir de ese momento a cada lado se puso un policía (José Ignacio Giralte González y Jesús González Reglero) [sic], y me decían que bajara la cara, cada vez que lo hacía me golpeaban en la misma, por la espalda recibí golpes incluidos los que me propinaban con las propias cadenas con las que fui detenido y patadas en la entrepierna“.

Así de contundente finaliza el Auto de la juez: “Según que me iban golpeando, me decían ‘di que tu madre es una puta, di que tu padre es un maricón, etc.’. A medida que la sesión de tortura se prolongaba, iba perdiendo resistencia y me caía al suelo con mayor frecuencia. En una de esas caídas, uno de los policías (ya era incapaz de reconocer cual), se dirigió a ¿Sainz? advirtiéndole del estado en que me encontraba, entonces me levantó del suelo me empujó contra la pared, me golpeó en los riñones y dijo que a partir de entonces me golpearan en la espalda, estómago o en la cabeza. Lo que duró la sesión lo desconozco ya que estuve noqueado durante un tiempo. El siguiente recuerdo que tengo es en la enfermería de la DGS…”.

Estos hechos son similares a los que, supuestamente, el policía Félix Criado Sanz le practicaría a Jon Etxabe Garitacelaya, detenido el 11 de abril de 1969, que pasó 7 días en comisaría y sería “salvajemente torturado” en Zamora con “golpes a mansalva, la rueda, la rana…”. Criado Sanz está procesado por la juez Servini.

Martínez Torres, el ‘policía antiterrorista’ de Felipe González

Es evidente que la democracia ‘reconvirtió’ a los franquistas, les ‘perdonó’ sus faltas y los utilizó para otros fines. Fue el caso del policía Jesús Martínez Torres, que fue Comisario General de Información en el Gobierno socialista de Felipe González, pero a quien la juez Servini de Cubría ha pedido su detención a la Interpol por haber participado, según el Auto, en las torturas supuestamente infringidas muchos años antes a José Aznar Cortijo. He aquí su testimonio:

“Al llegar a comisaría comenzaron las torturas, que el querellante recuerda como ejecutadas por bestias inhumanas

“En su segunda detención, lo metieron en el coche y en el suelo del mismo se pusieron a patearlo en la espalda y en las piernas mientras que las esposas se le clavaban en la espalda y piernas. Que al llegar a la comisaría comenzaron las torturas, que el querellante recuerda como ejecutadas por bestias inhumanas, los golpeaban por todo el cuerpo; al comenzar la tarde le aplicaban “el quirófano” que consistía en que lo tiraban boca arriba en un escalón con la cabeza hacia afuera y le deban golpes en la cara cuando caía hacia abajo por el cansancio, y los volvían a levantar sujetado del pelo; lo agarraban del pelo y de las piernas y le tiraban de un lado a otro”.

En el auto se lee también que “los interrogatorios en los sucesivos días eran de golpes entre dos o tres y aquí sí recuerdo a uno que luego lo ascendieron, se llamaba Jesús Martínez Torres, joven que lo habían traído a Zaragoza en compañía de otro también joven y rubio que también participaba con saña en los interrogatorios, ayudado por el Legionario”.

“Le disparan a bocajarro y lo tiran por la ventana”

El caso del antiguo policía Atilano del Valle Oter parece especialmente llamativo: está imputado en esta causa por, supuestamente, haber disparado y arrojado por la ventana a Miguel Jiménez Hinojosa, tras su detención en un piso de Barcelona el 24 de abril de 1971. He aquí las “Constancias probatorias” que incluye la juez Servini en su Auto:

“El 24 de abril de 1971, con 23 años, es detenido por segunda vez en un piso de Barcelona por los funcionarios de la Sexta Brigada Regional de Investigación Social, Atilano del Valle Oter y Francisco Rodríguez Álvarez, quienes le disparan a bocajarro y lo tiran por la ventana. Es trasladado a la Clínica San Jorge, donde recibe los primeros auxilios. En vista de la gravedad de las heridas es evacuado al Hospital Clínico de Barcelona, donde le diagnostican conmoción cerebral con posible fractura de la base del cráneo, fractura de pelvis, rotura hepática, contusiones y heridas varias de pronóstico muy grave. Un consejo de guerra lo condena a 16 años, tras lo cual recorre las cárceles franquistas de Barcelona, Soria, Segovia y Jaén, durante 5 años, 6 meses y 4 días, y sale en libertad en octubre de 1976. Desde hace 20 años está jubilado por incapacidad permanente total con el hígado trasplantado…”.

Puig Antich, Vitoria y los últimos fusilados del franquismo

El exministro franquista y posteriormente del Gobierno de UCD Rodolfo Martín Villa en una imagen reciente. / Efe

La juez argentina también ha pedido la detención de Antonio Carro Martínez, ministro de la presidencia entre 1974 y 1975: le imputa “haber convalidado con su firma la sentencia de muerte por garrote vil de Salvador Puig Antich y la de los últimos fusilamientos del régimen franquista el 27 de septiembre de 1975″. Esas últimas ejecuciones se llevaron a cabo en Madrid, Barcelona y Burgos y los ejecutados fueron José Humberto Baena Alonso, José Luís Sánchez Bravo Sollas, Ramón García Sanz, Juan Paredes Manot y Ángel Otaegui Echeverría. Junto a Carro, la juez imputa a otros exministros de Franco, como José García Hernández, Fernando Suarez González y José María Sánchez-Ventura Pascual. A Martín Villa, como se ha dicho, le imputa los hechos de Vitoria, de marzo de 1976.

Robo de niños: “Le mostraron un cadáver más grande que un recién nacido”

En su largo Auto, la juez María Servini ha imputado también al médico Abelardo García Balague por su supuesta participación en la posible sustracción del bebé de Adela Carrasco Martínez, quien ingresó en el Hospital Municipal de la Línea de la Concepción (Cádiz) el 5 de noviembre de 1967. La juez dice que a la parturienta le aplicaron la técnica sin dolor, “por la que se duerme a la madre en el momento del parto”. El resto lo explica así la juez:

“La matrona del parto fue Marina Martín Manuel. Luego del parto le informaron que el bebé nació muerto, pero como Sara Carrasco Martínez manifestó haberlo escuchado llorar le dijeron que nació con vida y después falleció. La abuela de la denunciante fue a la morgue a ver el bebé -al cual una monja bautizó como Jesús Díaz Carrasco– y le mostraron un cadáver de un bebé más grande que un recién nacido. En el año 2006 la denunciante concurre al cementerio San José de la línea de la Concepción (Cádiz) donde supuestamente se encontraba la tumba y le informaron que el bebé no había sido enterrado allí. Asimismo, afirmó que tenía la sospecha de que ella misma, nacida el 26 de septiembre del año 1962, tenía un hermano o hermana gemela de la cual no habría ningún registro, ya que en la partida de nacimiento donde se indica el sexo del bebé decía H-V pudiendo tratarse de Hembra y Varón, el cual le habría sido sustraído a la madre”.

http://www.cuartopoder.es/enlegitimadefensa/2014/11/14/asi-se-torturaba-durante-el-franquismo-los-testimonios-recopilados-por-la-juez-servini/

(VÍDEO y fotos) Buenos Aires. Escrache por acto de discriminación hacia una pareja de lesbianas: Nuestros besos no se prohíben

Escrito por  Kaos. Argentina

(VÍDEO y fotos) Buenos Aires. Escrache por acto de discriminación hacia una pareja de lesbianas: Nuestros besos no se prohíben Foto de FB: Punto Eme

Cientos de personas concurrieron a la “besada” autoconvocada para protestar contra una conocida pizzería de Buenos Aires (Pizzería kentucky) que hace una semana echó del local a dos mujeres que estaban besándose. Tal acto de violencia resultó inadmisible y la publicación el en FB de esta denuncia se viralizó y cientos participaron de la protesta que se llevó a cabo ayer.

GALERIA DE FOTOS DEL ESCRACHE EN KENTUCKY DE MARÍA PÉREZ SOBRADO PARA KAOSENLARED

Hace una semana aparecía este testimonio en  FB:

“Como arreglamos las bicis fuimos a los sabios a cenar, pero estaba cerrado. nos peliamos. me voy sola a ladran sancho. ella me alcanza me dice que nos dejemos de joder, que vayamos a cenar a kentucky. y vamos. en silencio en la barra nos clavamos unas porciones y una jarra de birra. un rato ni nos miramos hasta que sí. y nos besamos. y nos reconciliamos. y cae el mozo. y nos interrumpe con un discurso inentendible. finalmente lo dice. que no lo hagamos más. o nos dejamos de besar o nos tenemos que ir. que se lo dijo el patrón. que perdón. nos paramos y vamos a increparlo. no quiere darnos su nombre. que tiene una hermana como nosotras (?). que todo bien pero q es un salón familiar. una pareja de heteros se besan en solidaridad 2 min. escribimos la queja pelotuda, que la discriminación y que la mar en coche. vamos al baño. escuchamos que los chongos de la mesa larga se cargan entre sí, traeme el libro de quejas. y nos vamos a comer un chocolate enorme. pongo esta foto porque es la unica que tengo con Mar, que es la otra protagonista de la historia, con la que nos peliamos y nos reconcilamos chapando desde hace 10 meses. hoy son los 10 meses. la tercera de la foto es Bren, que no tiene nada que ver en todo esto.
como las tortas, putos, bisexuales, travas y trans son solidarixs nos propusieron que hagamos algo. asi que ahi vamos a infectarle su pulcra heteronoramtividad con besos sucios. a lenguetazo vivo estaremos hasta acalambrarnos.”

La respuesta no se hizo esperar, vía redes sociales se convocó a una primera reunión para el martes siguientes y allí se ultimaron los detalles del escrache a la pizzería.

El escrache

Media hora antes de la convocatoria ya había decenas de personas cerca del local de comidas, con la presencia de algún medio de prensa y periodistas independientes. Se iban reuniendo, comentando, aparecían banderas, parejas que se abrazaban, sonrisas, ganas de gritar bien alto por lo que había sucedido.

Ya a las 22 horas había cerca de 200 personas que desbordaban la esquina, algunas calles aledañas y ocupaban parte de la calzada. Banderas, consignas, musica, gente bailando y dejando muy claro que no se iba a permitir un nuevo acto de discriminación por parte de la empresa.

La gente que pasaba por la calle, era informada de lo que había sucedido y se manifestaba solidaria, algunas personas se sumaban al escrache.

Y llegó la policía…

El dueño del local (obviamente) vio que la protesta no paraba e iba mucho más allá de lo que había supuesto en un principio: la gente seguía llegando. Así que decidió llamar a la policía que hizo su entrada triunfal via patrullero. Habló con el dueño, miraba hacia la calle y salieron a ver “quienes eran los organizadores para poder conversar”. En principio fliparon cuando se les respondía “autoorganizado”, luego consiguieron que los y las periodistas (algunas activistas periodistas) les informaran de que se trataba, invocaran derechos constitucionales… y bueno… con eso no pudieron… hasta se disculpaban por molestar con sus preguntas pero dijeron que necesitaban saber cuanto iba a durar para moderar el tránsito que por momentos pasaba con dificultad. Lo concreto es que la poli dijo “No, si es que tienen razón. La policía no puede impedirles que se manifiesten, ni decirles que se vayan (SIC)…” (Para esta cronista que tiene muy vigente la experiencia de cobertura de acciones directas en el estado español, esta conversación de la que fue testigo fue casi casi surrealista).

Final

Arreciaba la música, arreciaban las consignas y ya habían entrado varias parejas a besarse en la barra de la pizzería ante la sonrisa “clavada” del dueño o encargado, la simpatía de los meseros y la indiferencia de las familias que allí comían.

Surgió un pedido formal de disculpas públicas por parte de la gerencia del local, admitiendo explícitamente que comprendía que había actuado violando los derechos humanos y las leyes con su actitud. Aseguró que no se volvería a repetir el menor acto de discriminación en ninguno de sus locales.

Es obvio, pero igual lo decimos: La movilización y la acción directa es la forma de luchar contra la injusticia, contra la desigualdad y la discriminación.

Un buen preludio a la que será hoy la Marcha del Orgullo 2014 en Buenos Aires.